título
Todología con bigote
Reseña: "Mataré a vuestros muertos", de Daniel Ausente

Mataré a vuestros muertos
Daniel Ausente
Editorial Prosa Inmortal, 2014 (Enlace)

Lo que parece una novela negra ambientada en los barrios bajos de Barcelona se torna en un viaje indescriptiblemente horrendo por el mal que palpita bajo sus calles. Daniel Ausente construye en apenas ciento treinta páginas una excepcional narración a partir de personajes tan extraños como plausibles. Partiendo de un esquema narrativo tan clásico como complejo, Absence presenta, desarrolla y encaja todas las piezas con una soltura tal que parecería fácil replicarla, pero que en realidad está al alcance de muy pocos.

“Mataré a vuestros muertos” recoge buena parte de los tropos del cine y la literatura de tinta descolorida que pobló España durante los años setenta y ochenta, los tiñe de lirismo gótico y los remezcla con elementos más modernos e igual de terroríficos; desde la galería de personajes, La Rubia, el Juanillo, El Kala, el Angelito, el Indio Joe, los rusos o la estirada directora de un colegio de monjas, hasta la podredumbre de callejones sin salida en el Barrio Chino donde la luz del sol nunca llega a aterrizar. Todo ello con una prosa clara y cuidada que huye de florituras innecesarias, en una edición tan sencilla como seria que no ha escatimado en detalles importantes como una buena corrección y una impactante portada (dibujada por Kano) que completan otro ejemplar ejemplo del regreso de la literatura mordiente encabezada por editoras como Prosa Inmortal.

comments powered by Disqus

 ||—|| 

Los textos originales de este cuaderno se encuentran bajo la Licencia ColorIuris especificada aquí. El resto son propiedad de sus respectivos autores. El diseño de la página es obra de Jorge Portillo. Valida xhtml y css. Formatos disponibles para agregadores de noticias: atom y rss ( Suscribir). Alojamiento provisto por Libro de notas. Gestionado con Textpattern. La caricatura de Groucho Marx es creación de Al Hirschfeld, publicada por George J. Goodstadt. Si quiere saber quién visita este cuaderno y desde dónde, pinche aquí.